Auspiciadores Raid 2016

 
 
 
  ORIGEN DEL CLUB  
Era Agosto y aún había nieve en la precordillera, recién inscritos en la lista chile4x4@yahoogroups.com Jaime Cruz y Eduardo Garay deciden participar por primera vez a una salida a la que invitaba uno de sus miembros. La invitación era para ir a "el Yeso", ambos estaban motivados por las ganas de probar sus nuevas naves, Eduardo iba a probar su KIA Sportage recién comprado y Jaime Cruz, un Galloper año 99'. Fue una salida tranquila con algunas trepadas de tierra, mucha nieve alrededor y un gran paisaje. Lo trascendental es que fue la Primera aventura off-road de Jaime y Eduardo y el acercamiento de dos de los que serían miembros de el aún no nato club.
Poco tiempo después nuevamente en una salida a "el Yeso", apareció Juan Morel quien tenía un Tropper Largo, jeepero novato, con gran espíritu de aprender, se unió a la salida y con Eduardo Garay entablaron una insípida amistad que a poco andar fue creciendo. Paralelo a este cuento Jaime Cruz ya con el bicho del jeepeo metido en la sangre y el corazón, participa de un raid donde conoce a Andrés Gibson, Andrés había cambiado su Kia Pop por un Jeep Wrangler 99' (que cambio!!) y andaba conociendo su máquina. Como el mundo del jeepeo es pequeño en un nuevo Raid se juntan nuevamente Andrés, Jaime y conocen a Enrique Santa Cruz, un chileno que había vivido muchos años en Venezuela de donde traía su experiencia jeepeando de varios años pero quien siempre se siente un novato, una idea arraigada en el Club, "Nunca terminamos de aprender".
Al poco tiempo aparece Mario Nervi en la lista chile4x4, reclamando (pa' variar) por un Raid organizado por un club X que es netamente comercial el cual le había ofrecido llevarlo a un lugar nuevo y lo guió a las dunas de Las Cruces (lugar que Mario conocía de memoria), luego de leer los descargos de Mario sobre el tema el se le ofreció que participara de una salida con gente de la lista y viera así la diferencia que había entre ese tipo de Raid comerciales donde la persona muchas veces no importa y los organizados entre amigos, ese día nos conocimos todos, Enrique Santa Cruz , Andrés Gibson, Juan Morel, Jaime Cruz, Mario Nervi y Eduardo Garay , la primera tónica que marcó algo en común fue que todos llevaban a sus pololas, en el caso de Jaime su señora (ellas ahora ya casi forman su club propio). Recuerdo que fue una salida muy especial; barro, muchos pegados, siempre tratando de seguir más adelante, sorteando todos los obstáculos. Fue una de las salidas más entretenidas que hemos hecho.
Así fue se conocieron los 6 personajes que más tarde formarían el club Pegados4x4, algunos al principio estaban un poco escépticos de formarlo y decidieron conversar sobre el tema en un lugar tranquilo "RITOQUE". La experiencia del grupo en arena era prácticamente nula, solo Eduardo había participado una vez en un Raid de KIA en Ritoque, como nadie conocía realmente el lugar el grupo pasó algunos sustos (unos mas que otros) fue el primer encuentro con la arena y la primera vez que hacían un asado juntos, se conversó de la formación del club, sobre lo que quería cada uno, de lo que esperaba cada uno, en fin... el grupo se empezaba a conocer (tarea que aún persiste). Luego ya tocaba el retorno, nadie imaginó que demoraríamos tanto en salir, hubieron varios percances, Eric Arancibia quien nos acompañaba desmontó un neumático, Eduardo se adelantó demasiado del grupo buscando la salida que "conocía" de el Raid KIA, el grupo tratando de seguirlo, la comunicación con las radios Motorola no funcionaba ya muy bien, en conclusión todo parecía tender a un desastre, Eduardo insistía que sabia por donde salir (pero por donde?) además su GPS sin pilas!!, las pololas nerviosas, los ánimos caldeados. Pero cuando las cosas se tornan oscuras como la noche que se nos vino encima en Ritoque, es donde se conoce realmente de que estamos hechos. Luego de mucho esfuerzo el grupo llego al lugar donde recordaba Eduardo que desde allí por alguna parte habían salido con la gente de KIA pero ya la noche no dejaba ver mucho, Mario Nervi en su Vitara Blanco por un lado y Andrés Gibson en su Jeep Wrangler por otro se dedicaron a tratar de buscar salida, finalmente llegamos a la línea del tren, la cara de alegría de todos hablaba por si sola "Lo habíamos logrado", éramos ya un equipo habíamos podido salir de este problema como "grupo".
Para todos nosotros la verdadera formación del Club se produjo en Ritoque y el espíritu solidario que nos une nació en ese lugar, ahora cada vez que vamos a algún lado estamos tranquilos de saber que siempre habrá alguien del club que siempre va a estar apoyándote incondicionalmente, que no hay que pedir favores porque la ayuda siempre viene de todos, se ha formado un grupo de amigos muy especial, todos distintos, distintas máquinas, pero el mismo espíritu. Ahora estamos seguros de que estamos para grandes cosas y que tenemos mucho que aportar a la comunidad jeepera, sentimos el deber de enseñar lo que hemos aprendido, de invitar a participar a los demás de nuestros valores, del respeto por la naturaleza, por el cariño a nuestra tierra y la solidaridad que siempre debe existir con nuestros compañeros Jeeperos. Ahora que las primeras metas que nos propusimos lograr las tenemos prácticamente cumplidas se nos vienen nuevas, más ambiciosas y sabemos que las lograremos, pretendemos dar buenas sorpresas a los Jeeperos y nunca ser solo un club más. Porque nosotros somos los Pegados4X4!!!
Queremos mandar un agradecimiento, siempre especial a las personas que de alguna forma ayudaron a juntarnos, nos guiaron en nuestras primeras salidas y nos apoyaron siempre.